Esgrime el sol…

Esgrime el sol
un argumento pobre
para una mañana que huele a pan
caliente y a noche espesa
por los azulejos. Les toco el color
dormido de tus ojos y voy
apuntalando la niebla
en un bastidor para versos
sin hilo.
Desaparezco
tan despacio.
No hay mundo
y un eco de humedad
ordena el silencio y juega
con mi pelo a los contrarios.
Tampoco te he visto llegar,
pero has venido
descalza
sobre un mantillo de grama
y de verbos,
con una cosecha de luz
y aire en las manos.
Y esparces todo
sobre la mesa, hasta la sombra
junto al té y la piel
de la fruta desnuda. Mis dedos
van pensando un mapa.

Ir a descargar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .